sábado, 20 de noviembre de 2010

Jan Dismas Zelenka – Missa Sanctisimae Trinitatis

Hablaba la semana pasado con un amigo, melómano como yo, sobre este compositor bohemio. Me decía que “es un compositor, hasta la fecha, mas apreciado –quizás- por los estudiantes de conservatorio, que por el gran público”. No le falta razón en parte a mi amigo. Pero lo cierto es que, cada vez que descubro una nueva obra de este maestro, mi consideración hacia su obra es cada vez mas admirada.


Aunque fue considerado un compositor conservador en su época, su dominio de la técnica contrapuntistica es rotundo. Sus obras (Zelenka, nacido en 1679 en Lunovice, un pueblo al suroeste de Praga), la mayor parte está dedicada a la música religiosa, son de una gran expresividad. El dominio de la compasión coral resulta asimismo apabullante. Les recomiendo que visten la pagina web que adjunto sobre este autor, no tiene desperdicio.

Se han catalogado cerca de 20 misas, responsorios, 2 magnificats, responsorios a capella, y 3 oratorios. Su estilo puede encuadrarse dentro del Barroco tardío centroeuropeo (junto con Bach, Heinichen -con quien coincidió en Dresde- , Telemann entre otros muchos. Un legado de inmensa calidad musical todavía por descubrir y disfrutar.

Traigo a estas páginas un fragmento de su Missa SanctissimaeTrinitatis, que adquirí este verano en Praga, precisamente.

Jan Dismas ZelenkaMissa Sanctisimae Trinitatos A Moll. ZWV 17.

Musica Florea – Dr. Marek Strynecl.

http://www.youtube.com/watch?v=XfPQf_b0aog&feature=fvsr

A ver que´ les parece, amigos.

15 comentarios:

El agua inmóvil dijo...

He estado leyendo tu blog, ha sido un gran descubrimiento, felicitaciones.

Estoy reactivando mi blog desde hace unas semanas y ando preparando una sección, ¿aceptarías una entrevista sobre cine? Mi correo es: elaguainmovil@hotmail.com

Abrazos y felicidades nuevamente.

RITMO RANCIO dijo...

Muy interesante su blog, al igual que el descubrimiento de Jan Dismas Zelenka, toda una celebración musical.

Un saludo musical desde el Sureste.

J. Rogelio Rodríguez dijo...

Buenas tardes, Agua inm´´ovil.

Por supuesto que acepto una entrevista sobre cine, arte que mes fascina.

Muchas gracias por tu mensaje. Me pongo en contacto contigo por correo.

UN abrazo.

J. Rogelio Rodríguez dijo...

Muchas gracias, Ritmo Rancio.

La verdad es que Zelenka lo esta resultando también para mí, día a día.

Un abrazo y gracias por tu comentario.

ANTONIO MARTÍN ORTIZ. dijo...

Amigo Don J. Rogelio,

Muchísimas gracias por traernos el conocimiento y la música de Zelenka. Tengo que decirle que antes había oído hablar de él, pero no conocía ninguna obra suya. Ahora ya conozco el Sanctus y el Benedictus de la Missa Sanctissimae Trinitatis y la verdad es que me han gustado mucho. En general extiendo mis preferencias musicales a los compositores barrocos que vivieron más o menos contemporáneos a Bach, como si el Espíritu Absoluto, del que hablará Hegel, impregnase esa época. Fíjese que de las Cantatas de Bach, mis preferencias casi van por las Aprócrifas, las que puede que no sean de Bach.

Hace Vd. una buena labor poniendo a nuestro alcance música que, de otra forma, pasaría desapercibida para los que no estamos al tanto de todo. Para eso lo tenemos a Vd., para que nos aconseje.

Ya voy sumando cosas para mis compras o regalos de Navidad y Reyes: La Missa Sanctissimae Trinitatis de Zelenka.

Le envío un abrazo y un fragmento del Requiem in C Minor ZWV45 de Zelenka.

Antonio

El rincón de Chiriveque dijo...

Hola amigo Rogelio, gracias de nuevo por una apuesta por el buen gusto y por la música maravillosa del Barroco. No tenía ni idea de quién era este compositor, pero como se dice, nunca te acostarás sin saber algo más.
Un abrazo

PD: la música de tu link, deliciosa

Fidelio en el bosque animado dijo...

Rogelio, en primer lugar, felicidades por tus últimas entradas. Por desgacia no he podido leerlas en su momento.

Bueno, traes a este pedazo de artista. Tiene esas preciosas obras corales, pero también unas obras de cámara increibelísisísimas!! Unas sonatas para instrumentos de madera, deliciosas. ME hice con unos cedes de barroco checo hace unos años y son impresionantes. Ya te cuento...aunque sospecho que tú los conoces. Un fuerte abrazo!

J. Rogelio Rodríguez dijo...

Don Antonio, amigo mío.

Estoy encantado con su visita y sus palabras. Gracias nuevamente por sus generosos elogios.

Desde luego me ha encantado la referencia hegeliana que vertebra su discurso bachiano. Y no le falta razón. Bach, su música, ha sobrepasado sin lugar a dudas, las fronteras temporales y estéticas que, en otros compositores, son una necesidad (me refiero a la contextualizad de sus obras). Y, as´´i, aunque –al igual que Usted- prefiero las interpretaciones con instrumentos antiguos (son un entusiasta, como amante de la Música Antigua) de estos interpretes y estos conjuntos, las obras para clave de Bach se transmutan obras para piano (por mucho que se enfade nuestro admirado Leonhart). Pero, además, Antón Webern es capaz de recrear su canon perpetuum; Uri Caine es capaz de ¿reconstruir? Las Goldberg en una amasijo aparentemente inconexo de salsa, jazz y underground.

Al igual que Usted, podría pasarme horas hablando del Cantor de Sto. Tomás.

En lo referente a Zelenka, todo lo que ser diga aquí es poco. Es un autor que en centroeuropa ya está dentro del los cánones del barroco tardío. Su música religiosa es sublime y, lo mejor de todo, cada vez se interpreta mas. Celebro que le haya gustado mi entrada. Es un placer tener sus comentarios.

Un fuerte abrazo.

J. Rogelio Rodríguez dijo...

Querido Chiriveque.

Celebro que te haya gustado. La verdad, como le comentaba a Don Antonio, “Es un autor que en centroeuropa ya está dentro del los cánones del barroco tardío”. A mí me gusta cada vez más. Pronto se convertirá en uno de los imprescindibles.

Un fuerte abrazo.

J. Rogelio Rodríguez dijo...

Gracias, como siempre por tu visita, Fidelio.

La verdad es que tenía ganas de volver a coger el ritmo a la escritura. Aunque estoy bastante agobiado con la carga de trabajo, he querido sacar algún tiempo adicional para seguir con esta afición y compartir algunas cosas.

Me imaginaba que conocías a este maestro bohemio. “De lo bueno, lo mejor”. A mí cada vez me gusta más. Y su obra de camara es exquisita, ¿verdad?

Me alegro una vez mas estar de acuerdo contigo.

Un fuerte abrazo.

Anónimo dijo...

Hola

Me llamo Felicia , soy administradora de un directorio y tengo que decir que me ha gustado tu página, me encanta el contenido que publicas.
Por ello, me encantaría contar con tu sitio en mi directorio, consiguiendo que mis visitantes entren también en su web.

Si estás de acuerdo. Házmelo saber.

Suerte con tu web!



Mi correo es felicia.alvarado@hotmail.com

Manuel dijo...

"Buscad la belleza, porque es la única protesta que merece la pena en este asqueroso mundo". (Ramón Trecet)

Saludos, mi rebelde amigo.

García Francés dijo...

D. Rogelio, anoche colgué su entrada sobre la polifonía, por favor, necesito salir de mi burricie y saber, ¿la polifonía sería el pop gregoriano en música sacra?

Excelentes referencias musicales las que nos deja en el Bolg REVISTA y magnífica entrada, amigo mío.

Saludos a D. Fidelio y a D. Chiriveque, viejos amigos blogueros. Abrazos muy grandes para todos ustedes.

J. Rogelio Rodríguez dijo...

Muchas gracias por tu comentario, Manolo.

UN abrazo.

Euterpe dijo...

Pues yo os voy a regalar un fragmento de "Sub olea pacis et palma" o algo similar, que tengo con los Boni Pueri; este coro de ángeles es maravilloso. Escuchar. Por lo demás, hay solistas y momentos del disco con los que no estoy de acuerdo; se trata de una grabación en directo... Pero los niños, geniales. Calificaría este corte como el momento más brillante de todos, más delicado.