lunes, 22 de marzo de 2010

Con las Damas de Blanco


(…)"Íbamos andando pacíficamente y de pronto comenzó el acto de repudio", ha relatado una de las mujeres. Eran unas 300 personas, y también había un notorio despliegue de agentes de civil y policías, que seguían de cerca los incidentes. Al principio fueron los gritos de costumbre: "vendepatrias", "gusanas, ¡viva la revolución!"; y también las habituales réplicas de las Damas: "¡viva Zapata! ¡Libertad para los presos!".

Por momentos la situación ha llegado a ser de gran tensión. Ante la negativa del grupo de mujeres a entrar en unos autobuses de la policía para evacuarlas del lugar -"esto es un secuestro", decían-, fueron obligadas a empujones, arrastradas en algunos casos, por agentes de civil y mujeres de uniforme. Al final, la policía las condujo a la casa de Laura Pollán, una de las líderes del movimiento que aglutina a más de un centenar de esposas, madres y familiares de los 53 presos del grupo de los 75 que todavía siguen en prisión.

EL PAÍS - MAURICIO VICENT La Habana 17/03/2010
---------------------------------------------------------------------------------------------

Con las armas de la verdad. Con la fuerza de su voluntad irreductible. Ellas haciendo suya la máxima de Fernando Arrabal sobre Alexander Solzhenitsyn: un héroe que se alzó prácticamente solo frente a la tiranía.

Una vez más, la prensa internacional destaca el acto de protesta (esto sí que es un ejercicio pleno y valiente de insumisión y no otras historietas) ante las oficinas del Parlamento cubano. Ellas, madres y esposas de 75 disidentes, tienen el honor de ser insultadas por la dictadura castrista y sus esbirros. La verdad es que digo “el honor” plenamente convencido. De ser una profunda satisfacción saber que estos tiranos (así como sus apoyos directos, tanto en la isla como en el mundo occidental) te insultan: "mercenarios" de Estados Unidos, es el eslogan que vocean (o vociferan) los secuaces castristas, adláteres y demás estómagos agradecidos.



Me viene a la memoria el ejercicio de matonismo que demostraron los algunos esbirros del castrismo hace algunos años, cuando le montaron una manifestación a la poetisa María Elena Cruz Varela, ante su domicilio de La Habana. Entre otras lindezas le vociferaban: “Vete María Elena, vete con un burro para que te la meta” (cosas de la rima asonante, ¿verdad?).

Poco voy a añadir a lo que reflejan diversos blogs, redes sociales, en general, noticiarios en todo el mundo sobre la valentía de estas mujeres. Una vez más, mirando hacia nuestro pasado más reciente (o lejano, recuérdese que esta dictadura lleva 52 años de vida) me sigo preguntando por qué hemos estado tanto tiempo riéndole las gracias al tirano caribeño, elogiando sus progresos sociales, haciendo oídos sordos frente a las denuncias de las víctimas,…

Afortunadamente hemos avanzado (aunque con mucha lentitud) hacia una frontera de la que no se regresa: es la frontera que marca la condena internacional firme basada, no en la mera condena institucional de los estados, sino en el repudio general de las organizaciones de derechos humanos, de la sociedad en general (me refiero a la de los países de nuestro entorno occidental). Atrás quedaron los años en los que la disidencia cubana era presentaba por nuestra inteligentsia como un grupúsculo de secuaces a sueldo de ultras exiliados en Miami. Los que estamos comenzando la cuarentena (y algunos más mayores) hemos vivido, al menos en lo que respecta a España, con la letanía cobarde, intelectualmente empobrecida (por acrítica) de que, si bien en Cuba no se respetan del todo los derechos humanos, es por las condiciones injustas del bloqueoque si hay un porcentaje altísimo de universitarios, de que si son muy felices (los cubanos, se suponía), que si los ideales de la revolución,.. en fin, el repertorio de monsergas sería interminable.

Todavía guardo en la memoria una entrevista en la televisión de José María Calviño (¿lo recuerdan? Uno de los mayores manipuladores mediáticos que ha soportado este país) al disidente, y antiguo revolucionario con Castro, Eloy Gutiérrez Menoyo, en la que se le presentaba como un radical pro Ronald Reagan (o sea, la peor derecha del mundo mundial, a saber…)
Pero, puestos a sorprendernos –a estas alturas del partido- es la sentencia que ha pontificado esta mañana el ministro de educación, Don Ángel Gabilondo. Esther Esteban preguntó a Ángel Gabilondo: “¿Usted cree que Cuba y Venezuela son unas dictaduras?” Y el Ministro contesta: “No, yo no haría esa calificación. Las dictaduras técnicamente son otra cosa y nosotros sabemos bien lo que son.”

Toma ya. Sin contarse un pelo: “las dictaduras técnicamente son otra cosa”. Puede que el adverbio “técnicamente” condicione (¿por su sustrato heideggeriano, tal vez, Ministro?) el significado de la frase que el resto de los mortales (no filósofos, aun siendo aficionados a la filosofía) no encontremos esa claridad en el bosque (¿el lichtung heideggeriano, tal vez, Ministro?).

Es inconcebible que, con todo lo que ha caído desde los tiempos de Sierra Maestra, todavía hoy personas de una solidez intelectual fuera de toda duda (pienso que el ministro Gabilondo pertenece a esta especie) se muestren reacios a definir al régimen castrista como lo que es. Una dictadura que ha determinado que casi tres millones de cubanos hayan tenido que exiliarse, amén de las penosas condiciones de vida de los agraciados que se han quedado (incluyendo, tanto a los entusiastas voluntarios que insultan a las Damas de Blanco, como aquellos que no ha podido escapar del paraíso). Es inconcebible y, desde luego, en el caso del Ministro, intolerable.
Mientras tanto, reiteramos nuestro apoyo a las Damas de Blanco y a los presos de conciencia y presos políticos en general del castrismo (que no de Cuba).

¡¡Viva Cuba Libre!!

miércoles, 17 de marzo de 2010

La música como discurso sonoro - Nikolaus Harnoncourt


(…) Sobra decir que la música no es intemporal, sino que está sujeta a su época y, como todas las expresiones culturales del hombre, les es necesaria para vivir. Durante mil años, en la música occidental, la vida y la música han caminado de la mano, es decir, la música era un componente esencial de la vida –la música propia de cada época-. En el momento en que esa unidad dejó de existir se tuvo que encontrar una manera nueva de entender la música. Si pensamos en la música actual, observamos cada día que está dividida: diferenciamos entre “música popular”, “música ligera” y “música seria” (un concepto que, para mí, no existe). Dentro de cada una de esas categorías se pueden encontrar aún elementos de unidad, pero la unidad entre música y vida como un todo se ha perdido.

Música y formación musical – Nikolaus Harnoncourt. Contenido en el volumen “La música como discurso sonoro” (Ed. Acantilado).

---------------------------------------------------------------------------------------------


Pionero en la renovación de la interpretación musical, su sentido, su hermenéutica, el legado musical de Nikolaus Harnoncourt (Berlín, 1929) es inconmensurable. No sólo en su sentido pionero en la interpretación musical con criterios históricos (junto con otros maestros de su generación: G. Leonhart, A. Bylsma, F. Brüggen, S. Kuijken, …)

Ingresó en 1952 en la Orquesta Sinfónica de Viena, como violonchelista; fundó poco más tarde el Concentus Musicus Wien, uno de los primeros conjuntos especializados en interpretar piezas del repertorio barroco con criterios históricos, utilizando instrumentos originales (o copias de éstos).

Personalmente, de entre las más de mil grabaciones que se encuentran en el mercado de este excepcional músico, me quedaría con unas sinfonías que, curiosamente, no grabó con una orquesta de instrumentos originales (decisión ésta que dejó desconcertados muchos seguidores y aficionados en general a la Música Antigua): me estoy refiriendo a las Sinfonías de Beethoven, grabadas (para el sello Teldec) con la Chamber Orchestra of Europe. Sus sinfonías de Schubert (también en Teldec) son excepcionales: por ritmo, por sentido trascendente (en su lectura). Pero no debería olvidarme de una de sus principales contribuciones a la fonografía del pasado siglo: me estoy refiriendo a la integral de las cantatas religiosas de Johann Sebastian Bach, proyecto en el que trabajó con Gustav Leonhart. (Puesto que el proyecto fue pionero y duró más de treinta años, ha posibilitado que otros músicos hayan podido seguir abriendo caminos en la interpretación de este colosal conjunto bachiano. Tal vez, lecturas de las cantatas como las más modernas de P. Herreweghe, o las de John Eliot Gardiner pueden resultar hoy por hoy más brillantes. Pero esto, a fin de cuentas, se trata de una opinión personal). No quiero olvidarme tampoco de su faceta de director de ópera. Sus interpretaciones mozartianas son, en general, antológicas y, en este sentido, me permito recomendar su lectura del Don Giovanni o del Cosi fan tutte.

Les recomiendo la lectura de esta obra, “La música como discurso sonoro”, interesantísima compilación de más de cuarenta años de experiencia musical.

viernes, 12 de marzo de 2010

11 M - In memoriam



NUNCA OS OLVIDAREMOS

lunes, 8 de marzo de 2010

CARMINA BURANA . Sacri Sarcasmi

CARMINA BURANA – Sacri Sarcasmi

Para un aficionado a la ópera los Carmina Burana son el ejemplo más claro conocido de “música medieval”. Deberíamos ir un poco más lejos incluso y las canciones contenidas en los Carmina Burana son el único ejemplo ampliamente conocido de música medieval…Este fenómeno es debido, sin ningún genero de dudas, a la figura de Carl Orff.

En cierto sentido la buena fortuna con la que Carl Orff rescató (y reinterpretó estos repertorios) generó una serie de paradojas con respecto a los Carmina Burana y, en general, a la música medieval.

En realidad la moderna musicología no es responsable de la denominación Carmina como “ritos de la taberna”. Durante muchos siglos el Codex Buranus ha sido estudiado y comparado con muchas fuentes paralelas, pero pocas tienen esta muestra tan variada y ecléctica

Desde el célebre Codex Pluteus parisino los Carmina cantabrigensia (el más antiguo de los manuscritos de Canterbury que es una copia del original renano); de las copias escocesas a las versiones misceláneas inglesas que elaboraron los abades de Reading y los obispos de Bath, durante los siglos XIII y XIV muchos códices europeos presentan piezas y pertenecientes al original Codex Buranus: canciones seculares, canciones sagradas, o canciones con mezcla de ambas. En medio de todas estas composiciones, emergen tres figuras intelectuales, a caballo entre el mundo religioso y el político: Philippus Cancelarius, Petrus du Blois y Walter di Chatillon (…)

Ella de Mircovich - Notas contenidas en la edición del CD "Sacri Sarcasmi" - La Reverdie (Ed. ARCANA).


----------------------------------------------------------------------------------------------

Al igual que la música contenida en el CD que comento, Sacri Sarcasmo, del excepcional esemble medieval La Reverdie, las notas contenidas en el libro que acompaña el CD son magníficas.

El acercamiento de La Reverdie al Codex Buranus enfatiza el carácter moral y político del códice. A partir de la búsqueda musicológica de otras fuentes, diferentes al códice original, La Reverdie ha logrado lecturas diferentes de estas composiciones, en el color y en la melodía utilizada en algunas canciones.

Algunas piezas se tratan con austeridad en lo que se refiere a su interpretación, mientras que en otras se hace un uso amplio de la instrumentación (laúd, salterio, flautas, fídulas, zanfoña, arpa, cítara, corneta y percusiones), aunque en la mayoría de los casos las interpretaciones son mixtas y unen las voces con uno, dos o tres timbres instrumentales.

Desde luego, esta lectura de los Carmina Burana dista mucho de otras interpretaciones medievales que enfatizaban en un tono supuestamente lúdico y folclorizante (estoy pensando en las de René Clemencic, en Harmonia Mundi, o en las de Joel Coen, las de Phillipe Picket con el New London Consort). La polifonnía de las voces femeninas de La Reverdie, (en una música compuesta por goliardos) y su apuesta por una interpretación más refinada, hacen de esta lectura una pieza musical exquisita.


SACRI SARCASMI contiene las siguientes piezas:


1 Bonum est confidere

2 Adtende lector!

3 Dic Christi Veritas

4 Dic Christi Veritas

5 Heu nostris temporibus

6 Flete perhorrete

7 Ad cor tuum revertere

8 Curritur ad vocem

9 Omittamus studia

10 Carmen ante litteram [D. D. Sherwin]

11 Fas et nefas12 Procurans odium

13 Ave nobilis venerabilis

14 La Quarte Estampie Royal

15 Tempus transit gelidum

16 Olim sudor Herculis

17 Eunt ambe virgines

18 Frigus hinc est horridum


Fuentes musicales:

Codex Latinum Monacensis (Buranus), München, Bayerische Staatsbibliothek, CLM 4660Codex Lat. Mon. 4660a, ibid.Firenze, Biblioteca Medicea Laurenziana, MS Plut. 29.1Wolfenbüttel MS, Herzog-August- Bibliothek, Helmstedt 1206 (olim 1099)Berlin, Öffentlichen Wissenschaftlichen Bibliothek, MS germ. Folio 779Aix-la-Chapelle, Ms. 13 du Chapitre

miércoles, 3 de marzo de 2010

Ya no haces reír, Willy


El actor Willy Toledo dice que Orlando Zapata "no era más que un delincuente común"


El actor Willy Toledo ha asegurado hoy que la gran mayoría de los "presuntos disidentes" encarcelados en Cuba "son terroristas", y ha añadido que Orlando Zapata, preso cubano fallecido después de una huelga de hambre de casi tres meses, "no era más que un delincuente común".


Toledo
hizo estas declaraciones a varios medios de comunicación antes de participar, junto con otros actores, en una mesa redonda en solidaridad con el Sahara, en las que ha asegurado que esos "presuntos disidentes" encarcelados "son gente que ha cometido actos terroristas contra el Gobierno cubano, actos de traición a la patria y un montón de delitos".

"No son simples disidentes ni prisioneros políticos",
ha asegurado el actor, quien ha añadido -en referencia a Orlando Zapata- que "este señor, al que se llama disidente, no era más que un delincuente común, que ha sido forzado y manipulado por otras personas parece ser que para ponerse en huelga de hambre y llegar al extremo de dejarse la vida".


------------------------------------------------------------------------------------------------

Esta vez te has sobrado de verdad, Willy.

Esta vez has ido un pelín lejos, Willy. No se trata de soltar la primera soflama que se te ocurra sobre el capitalismo, Irak, Afganistán o el Sahara, o los USA o … sobre la mecánica cuántica (si tocase). No. Esta vez has pasado de la estulticia a la simple vileza, Willy. Vileza, simple y llanamente.

A mí siempre (o casi siempre) me han resultado graciosillos tus personajes. Resultones, ¿por qué no? Y en lo que respecta a tus intervenciones políticas a favor de cualesquiera causas (perdidas o por ganar), sinceramente, me han importado un comino. Libre eres para decir lo que te venga en gana (en España y en cualquier democracia de corte liberal –sobre todo- o socialdemócrata la libertad de expresión es uno de los pilares fundamentales de nuestros derechos). Pero claro, Willy, una cosa es soltar la primera memez (por decir algo suave) sobre Cuba (más bien sobre el castrismo que tanto veneras) y su dignidad política, sobre la formación universitaria en ese país, sobre el asedio de los USA (una de las mayores falacias exculpatorias que el castrismo proyecta a la opinión pública mundial), sobre los males de la globalización, sobre la guerra de Irak (“la de Aznar”, desde luego; “la de González” era la buena, claro: era de liberación de Kuwait),… sería, Willy, prácticamente interminable la lista de frases hechas, tópicos y (en otros casos) memeces que muchos como tú estáis acostumbrados a largar cuando, fuera de la pantalla, tenéis un espacio público a vuestra disposición. Una cosa –decía- es soltar las chorradas habituales sobre lo divino y lo humano en materia política y otra muy distinta es el conjunto de vilezas que has soltado (con toda la libertad del mundo, por cierto) sobre Orlando Zapata y sobre los activistas políticos encarcelados, torturados, vejados,… en las cárceles castristas, garantes de ese paraíso socialista (dicen; decís).

Me permito recomendarte, Willy, que te des una vuelta por la web de Human Rights Now o por la de Amnesty International y te enteres de lo que significa preso de conciencia. Mira, Willy, lo que dice la web de AI (sección española) sobre los disidentes cubanos: “Cuba: Expresarse libremente puede llevarte a la cárcel. La trágica muerte de Orlando Zapata Tamayo es un terrible ejemplo de la desesperación a la que se enfrentan los presos de conciencia que no albergan esperanzas de ser liberados de su injusto y prolongado encarcelamiento en Cuba”. Si te das una vuelta por su web http://www.es.amnesty.org/, encontrarás más información sobre tu paraíso político favorito.

Tienes una gran suerte, Willy, de vivir en un país (España) en el que, tras las tremendas declaraciones (largadas, más bien) con las que nos deleitaste ayer, los contertulios del debate nocturno de Veo7 no te machacaran (dialécticamente, quiero decir) y emplearan un tono más que educado contigo: el propio Melchor Miralles, quien te dio todo un ejemplo de saber estar y de respeto personal hacia ti, alucinaba en la pantalla ante las barbaridades que –aún después de las vilezas que habías soltado sobre los presos de conciencia cubanos- seguías largando, de manera recalcitrante: que si “los USA no son una democracia” (joder, lo que hace leer mal a Chomski o a Galeano), que si “en España no siempre se respetan los DDHH”, que si en los USA “se asesinan al año a 200 personas”, ergo “en los USA no se respetan los DDHH”,… en fin, de alucinar, Willy, de alucinar.

Por último, Willy, si tienes tiempo, me permito recomendarte también excepcional columna que publica hoy Rosa Montero en el País. A ver si puedes resistir tanta sinceridad crítica, desde la izquierda, por cierto. Mira, te traigo la coda final, a ver cómo la encajas: “Ahora hay otras seis personas en huelga de hambre en Cuba reclamando derechos básicos: hay que ayudarlas. Ya se han acabado las excusas: justificar o disculpar hoy el castrismo es como justificar o disculpar el fascismo. Una indecencia imperdonable”. ¿Podrás soportar el artículo entero, Willy? Vale,.. tal vez Rosa Montero sea una nueva versión de Sarah Palin. Eso seguro que te funcionaría bien como antídoto... (Muchas gracias Rosa Montero).

Siempre me han resultado graciosos tus papeles. De veras, Willy, Aunque me temo que, a partir de ahora, no me voy a reír. Eso mismo: gracioso pero ya no haces reír.

lunes, 1 de marzo de 2010

"Placa contra la bandera española en Guipúzcoa".


El diputado general de Guipúzcoa, Markel Olano, descubrió ayer la placa permanente que a la entrada del palacio foral recordará el rechazo de la institución, gobernada por el PNV y Hamaikabat, a la orden del Tribunal Supremo que obliga a colocar la bandera española en el edificio. Una sentencia que el líder territorial definió como símbolo de la “imposición” por parte del Estado.

Fuente periodística: Diario El País, edición del domingo, 28/02/2010.

Última payasada. Si, payasada, como suena: evitemos subterfugios dialécticos.

Cuando uno escribe o dice payasada no está refieriéndose al arte de los payasos, consistente en provocar sonrisas (a veces carcajadas) con sus intervenciones artísticas (casi siempre). El María Moliner describe la payasada como la “acción o dicho de los payasos”. Más quisieran Markel Olano (flamante diputado general de Guipúzcoa) y sus apoyos de Hamaikabat. En su acepción peyorativa, y siempre según el María Moliner, payasada es también “acción o dicho falto de la seriedad oportuna”.

Ya me parecía a mí raro que estos individuos estuviesen tranquilitos y aceptasen, con mayor o menor estridencia momentánea, una sentencia –que muchos ciudadanos, por cierto llevábamos más de una década esperando- como la del Tribunal Supremo.

Prefiero no pensar en la pasta que se han dejado, a costa de nuestro dinero (sí, el mío también, no sólo el de los guipuzcoanos –como mis padres, que lo son a efectos fiscales-). Prefiero no pensarlo.

Lo del ridículo de estos… de estos individuos (no les llamo payasos, que para nada es peyorativo; ya le gustaría a Markel Olano tener la centésima parte de ingenio e inteligencia que Charlie Rivel o Miliki, por poner dos ejemplos muy conocidos) es su argumentación llena de falacias y falsedades. Hablan de “imposición del Estado”, ellos, junteros y diputado general, cuando saben de sobra (eso espero) que la institución que dicen representar tiene sus raíces históricas en la foralidad guipuzcoana: fundamento de la fidelidad e integración de Guipúzcoa en la Corona de Castilla.

De verdad, ya me parecía a mí que estaban demasiado tranquilitos estos señores, pasado el berrinche inicial de hace un año, cuando el ejercicio democrático del voto les retiró de la Lehendakaritza…